Politeia se puso en marcha en Madrid, en 1969, por iniciativa de Doña Jorgina Gil-Delgado Heredia, bajo las circunstancias adversas que condicionaron la vida cultural en esa época. Su actividad se estructuró conforme a un modelo que –con adaptaciones- sigue todavía vigente. Consiste en una oferta de conferencias, sistemáticamente programadas, que corresponden cada curso a un determinado período histórico, cuyo estudio se aborda desde todas las diferentes perspectivas y especialidades del saber. Las conferencias se imparten, a primera hora de la tarde, dos veces por semana, los martes y los jueves. Se complementa esta oferta con visitas guiadas a museos y a las principales exposiciones que tienen lugar en Madrid. Además se organizan viajes culturales que han permitido visitar los principales escenarios de la historia, sobre todo en Europa y en la cuenca del Mediterráneo. La actividad viajera abarca también excursiones cortas, que han permitido recorrer (y frecuentemente volver a recorrer) los itinerarios de la historia y del arte en España.

Si el término Politeia puede tal vez traducirse por “vida de la polis”, no cabe duda que la finalidad principal de los Ciclos Culturales de Politeia y de la Fundación que los organiza ha sido contribuir modestamente a una vida ciudadana mejor, mediante el estudio riguroso de la Historia de las Civilizaciones. Politeia ha intentado facilitar ese estudio desde fuera de la Universidad, pero bajo la docencia de los mejores especialistas de la Universidad. Se ha pretendido satisfacer así, de forma solvente, la curiosidad intelectual de un público culto, sin la rigidez –seguramente inevitable- de la enseñanza universitaria y sin las restricciones de acceso que existen para estudiar en la Universidad. Y se trata de un proyecto que, en todos sus aspectos, representa una iniciativa de la sociedad civil, en la senda de la mejor tradición liberal española. 

Inicialmente las actividades de Politeia se organizaron bajo la responsabilidad personal de Jorgina Gil-Delgado y con el apoyo de su marido, Joaquín Satrústegui, pero a partir de 1992 Politeia se ha institucionalizado, al constituirse la fundación del mismo nombre, que está inscrita en el registro del Ministerio de Eduación, Cultura y Deporte y ha recibido legados y donaciones, entre otros, de Sabina Baliño Pérez y de José Manuel Vidal Zapater.

En consideración a su trayectoria y contribución a la actividad cultural, el 5 de mayo de 1998 le fue concedida a Jorgina Gil-Delgado la Encomienda con Placa de la Orden Civil de Alfonso X el Sabio.

Jorgina Gil-Delgado Heredia nació en Málaga el 16 de mayo de 1921 y falleció en Madrid el 5 de noviembre de 2013.

 

 Imagen: Jorgina Gil-Delgado Heredia. 1980.